Han pasado 9 años desde que la actriz Dakota Johnson le dio vida a Anastasia Steel en la saga Cincuenta Sombras de Grey y por primera vez se sincera sobre lo ocurrido detrás de cámara en una experiencia que ha descrito como «psicótico» y no por el contenido del libro, sino por la escritora del mismo E.L. James que también estuvo en la producción.

Durante una entrevista con Vanity Fair, Johnson aseguró que firmó un contrato para una película completamente diferente a la que realizó ya que la escritora realizaba constantemente cambios en el guion, «fue una batalla».

“Yo era joven, tenía 23 años. Así que tenía miedo. Se convirtió en una locura. Hubo muchos desacuerdos diferentes. No he podido hablar de esto con sinceridad nunca, porque quieres promocionar una película de la manera correcta, y estoy orgullosa de lo que hicimos en última instancia porque todo resulta como se supone que debe ser, pero fue complicado. Firmé para hacer una película muy distinta de la que acabamos haciendo”, dijo Dakota quien se dio a conocer tras su actuación en la saga de tres películas.

A Dakota le emocionó en un principio poder darle vida a Anastasia tras la fama que adquirieron los libros, pero su escritora terminó dando problemas dentro del set.

“Tenía mucho control creativo, durante todo el día, durante todos los días, y exigía que se hicieran ciertas cosas. Había partes de los libros que simplemente no funcionaban en una película, como el monólogo interior, que a veces era increíblemente cursi. No funcionaba si se decía en voz alta. Siempre fue una batalla. Siempre”.

Sin embargo, pese a todo ello, la actriz no se arrepiente de haber formado parte de la saga: “No, no creo que sea una cuestión de arrepentimiento. Si hubiera sabido… Si hubiera sabido en ese momento que iba a ser así, no creo que nadie lo hubiera hecho. Habría sido como: ‘Oh, esto es una experiencia psicótica’. Pero no, no me arrepiento. Fue genial para nuestras carreras. Algo increíble. Algo afortunado. Pero fue raro. Muy, muy raro”

Leave a Reply